059 Social Club
Tienes que tener 21 años por entrar en la web?

059 Social Club
059

059 Social Club

Nº de inscripción en el Registro Nacional de Asociaciones: Grupo 1° / Secion 1° / Numero Nacional 608725

059 socialclub es una ASOCIACIÓN CULTURAL cannábica sin ánimo de lucro legalmente constituida, creada en febrero del 2014 cuyos estatuto está aprobado a nivel estatal por el Ministerio del Interior.

Una asociación sin ánimo de lucro de àmbito privado, cuyo objetivo es defender los derechos de los consumidores de cannabis. Los instrumentos que utilizamos son socializaciòn, intercambio de ideas y promociòn de consumo responsable.

Nos importa garantizar el acceso a un producto colectivo libre del mercado negro y de calidad garantizada y transparente. Por eso es importante reivindicar una regularizaciòn en materia de cannabis y derivados en respecto de la ley vigente.

Màs allà

059socialclub quiere ofrecer un espacio social donde sus socios puedan disfrutar de actividades culturales y sentirse a gusto dentro de un entorno familiar y amistoso.

Fomenta las actividades culturales como artisticas para que los socios tengan un sitio en el cual expresarse libremente dentro de un mundo acostumbrado a juzgar sin conocer.

La basis de una sociedad justa es dejar que cada persona desarolle su personalidad, lejos de prejuicios o falsedades, siempre en el respecto de la ley.

059socialclub està creado por personas que quieren desenmascarar los tabus que dominan la sociedad; conocer y averiguar ante de criticar, ese es nuestro lema.

Articulos

Contacto

mail info059socialclub.com
De la amplia aceptación a un uso restringido

De la amplia aceptación a un uso restringido: Comparativa de los programas de cannabis terapéutico en el mundo

Dinafem

Existen países como Canadá, Israel o Uruguay que permiten que los pacientes alivien los síntomas de distintas enfermedades con el cannabis. Sin embargo, cada nación cuenta con su propia normativa al respecto, y el consumo depende de muchos factores, como pueden ser la historia y la situación política. Hacemos un repaso por aquellos que presentan un marco legal más tolerable ante la marihuana con fines terapéuticos.

Actualmente, países del mismo continente presentan una normativa muy diferente respecto al consumo de cannabis. Existen naciones que han apostado por legalizar la marihuana para fines recreativos, como es el caso de Uruguay. En cambio, hay otros que se muestran más reticentes, pero que sí han decidido abrir las puertas al uso terapéutico, como Canadá, Israel, Países Bajos o algunos territorios de Estados Unidos. En cada una de estas regiones el cannabis medicinal se regula de forma diferente y su verdadera implantación en la terapias varía mucho de un lugar a otro. Veamos las diferencias entre ellos.

Canadá

En 2001, el Gobierno canadiense regularizó el consumo terapéutico, con lo que permitió a los médicos prescribir cannabis. El país se muestra muy abierto ante el uso de esta planta y se espera que suavice aún más la norma.

- ¿Cuál es la situación actual?

La ley contempla que los ciudadanos puedan comprar una cantidad limitada de cannabis para uso propio. Como es lógico, para poseer y consumir deben contar con la autorización de un médico. En cambio, los cultivadores necesitan una licencia para plantar y producir marihuana. El centro al que deben acudir para pedir el permiso es Health Canada, institución del Gobierno. Sin su autorización es ilegal cultivar y vender cannabis. Además, los propios pacientes también pueden obtener un permiso para cultivar, una normativa que condena Naciones Unidas y que critica el autocultivo ante un posible riesgo de aumentar el mercado negro.

- ¿Qué se espera en el futuro?

El actual Gobierno canadiense se muestra muy favorable a una mayor flexibilización de la legislación cannábica. El propio Justin Trudeau, primer ministro del país, confesó en público haber consumido marihuana de forma ocasional. De hecho, el Ejecutivo ha propuesto despenalizar y legalizar el consumo de la planta para fines recreativos, un cambio que se espera para el año que viene. En el supuesto de que finalmente estas promesas se cumplan, el país se convertiría en la primera nación del G7 en legalizar un uso amplio del cannabis.

Israel

Se trata de uno de los países donde el uso del cannabis con fines terapéuticos es completamente legal. Se consume de diversas formas, aparte de fumada: se incluye en galletas, aceites o caramelos y se usa para aliviar los síntomas de enfermedades como la esclerosis múltiple, el párkinson o el cáncer.

- ¿Cuál es la situación actual?

El cannabis medicinal fue aprobado por primera vez en el país en 1992, a raíz de un caso en el que un enfermo sufría de asma severa. Quince años después, el Gobierno lanzó un programa que sigue vigente hoy y del que se aprovechan miles de pacientes. Además, gracias a la expedición de licencias para el cultivo y el estudio de la hierba han aparecido varias empresas interesadas, por lo que Israel es considerado como uno de los mejores países para realizar estudios científicos sobre la marihuana. Esta campaña con aires de renovación y aperturismo tiene el visto bueno de las autoridades rabínicas, que apoyan el uso terapéutico de la planta, lo que contribuye a disminuir el estigma asociado a su empleo.

- ¿Qué se espera en el futuro?

Este año el Gobierno ha decidido ir un paso más allá para asegurar la accesibilidad del cannabis y ha aprobado un plan que relaja las condiciones necesarias para hacer uso del mismo. Impulsada por el Ministro de Sanidad, Yaakov Litzman, judío ultraortodoxo, esta nueva normativa amplía el número de médicos que pueden prescribir cannabis, elimina el límite de cultivadores y permite que la marihuana esté disponible en farmacias. Por el momento, y a falta de que la medida se ponga totalmente en práctica, ya son más de 27.000 pacientes en el país los que hacen uso de la marihuana medicinal. Y gracias a los últimos cambios, podrían llegar a ser 100.000.

Uruguay

Hace tres años, el ex presidente José Mujica legalizó el uso del cannabis, convirtiendo a Uruguay en uno de los países con las leyes más permisivas del mundo. Tras regular el consumo de la planta, y como una medida especialmente dirigida para luchar contra el narcotráfico, la noticia ocupó la portada de periódicos de todo el mundo.

- ¿Cuál es la situación actual?

Tanto el uso recreativo como el terapéutico están permitidos, además del cáñamo industrial. Así, los clubes de marihuana y el autocultivo son legales en todo el país, aunque esta medida es exclusiva para residentes. Eso sí, para plantar es necesario registrarse en las oficinas de Correos; en principio, el proceso es breve y se expide a casi todos quienes lo solicitan. Pero para proteger a los pacientes, los productos dirigidos a los enfermos deben aprobar unos controles sanitarios más duros que para el uso recreativo. Los médicos del país recomiendan consumir el cannabis a través de vaporizadores o utilizarlo en aceites y crema.

- ¿Qué se espera en el futuro?

Mientras que los médicos realizan cursos para aprender sobre los usos terapéuticos de la marihuana, el camino hacia una total instalación de la norma se complica. En el país es legal que las farmacias vendan fármacos compuestos de cannabis, pero es una medida que todavía está en proceso de implantación, a pesar de que se esperaba para julio de este año. Las dificultades han sido diversas, como una huelga de las oficinas de Correos o la escasez de farmacias que han optado por ofrecer la planta a los pacientes; son muchas las que declaran objeción de conciencia e incluso se habla del miedo de algunas ante los supuestos robos y disputas con el narcotráfico.

Estados Unidos

Como sucede con muchos de los aspectos legales en la nación norteamericana, el país no cuenta con una norma uniforme a nivel nacional. La regulación no es igual en todo el territorio, y cada estado cuenta con su propia política respecto al cannabis.

- ¿Cuál es la situación actual?

Existen estados donde tanto el uso médico como el recreativo están totalmente prohibidos y, sin embargo, encontramos otros que han legalizado por completo el consumo de cannabis, como Colorado, Washington y Alaska. La disparidad entre una región y otra es enorme. Y más después de las elecciones del pasado 8 de noviembre, donde California, Maine, Massachusetts y Nevada votaron para legalizar la marihuana recreativa, mientras que Arkansas, Florida y Dakota del Norte aprobaron iniciativas sobre el cannabis medicinal. En total, 30 estados ya han abierto su normativa para adoptar la marihuana como medio curativo. Aún así los médicos no pueden recetar la planta para todo tipo de enfermedades: así, hay pocos estados que acepten su uso para aliviar los síntomas del párkinson, mientras que casi todos la validan para la esclerosis múltiple.

- ¿Qué se espera en el futuro?

A nivel federal, la norma es todavía muy restrictiva. Este mismo agosto, el Gobierno estadounidense se volvió a reafirmar en su política prohibicionista. La DEA rechazó todas las solicitudes que pedían eliminar la marihuana de la "Lista I", que la clasifica como una sustancia sin ningún uso facultativo aceptado y, en consecuencia, descarta que los médicos la prescriban. Según su argumentación, la ciencia todavía no ha demostrado que el cannabis sea efectivo para los pacientes.

Países Bajos

Durante mucho tiempo, los Países Bajos han sido considerados como uno de los territorios de Europa más favorables a la legalización. A principios de siglo ya despenalizaron el consumo y, desde entonces, fueron flexibilizando la norma. En cuanto al uso de cannabis con fines medicinales, es legal desde 2003. Aunque todo esto ha cambiado con la llegada de sucesivos gobiernos conservadores, que han adoptado una postura de aumento de la presión contra a la producción de cannabis para dejar de ser un destino turístico cannábico.

- ¿Cuál es la situación actual?

Los médicos pueden recetar cannabis, aunque no está disponible en todas las farmacias. Hay varios motivos para ello: los sanitarios no están bien informados acerca de los efectos en los pacientes y la mayoría de empresas de seguros no cubren los costes de la marihuana terapéutica. Por otra parte, los profesionales recomiendan no fumar la hierba, sino consumirla de otras maneras, como en bolsas de té o inhalada con un vaporizador. Aún así, los Países Bajos presentan otros avances respecto a las naciones de su entorno. Por ejemplo, los holandeses que cuenten con el certificado correspondiente pueden llevar su medicación a otros países cuando van de viaje.

- ¿Qué se espera en el futuro?

El país siempre se ha caracterizado por tener una norma progresista ante el uso de la marihuana. Sin embargo, algunos activistas alertan del fin de esta era, un miedo que nace a causa de que el partido que preside el Ejecutivo, el Partido Popular por la Libertad y la Democracia, criminaliza el cannabis. Por el contrario, hay otros grupos políticos que sí abogan por avanzar y suavizar más la normativa. Este septiembre se dio a conocer que los pacientes de Tilburg, una ciudad del país, pueden cultivar legalmente hasta cinco plantas. Así, existen varias tendencias en la nación, y el futuro se dibuja muy incierto.

Original Article

Diez usos medicinales

Diez usos medicinales actuales del CBD para tratar distintas enfermedades

Dinafem Blog

Numerosos estudios científicos han probado la eficacia del cannabis como terapia para tratar distintas enfermedades. Uno de los motivos es su alto contenido en cannabidiol, más conocido por sus siglas CBD. Este componente actúa como ansiolítico, relajante y antinflamatorio en casos de esclerosis múltiple, epilepsia, esquizofrenia, depresión o dolor crónico. A continuación, te detallamos cuáles son los usos más extendidos según las distintas patologías.

El CBD es, junto con el THC, uno de los componentes más importantes del cannabis. Su estructura molecular es muy semejante a la de su compañero, el tetrahidrocannabinol, con la diferencia de que el THC tiene efectos psicoactivos, algo que no provoca el CBD. Su baja toxicidad convierten a esta sustancia en la clave de la marihuana para tratar numerosas enfermedades.

Según un estudio publicado en la revista Pharmacology & Pharmacy, el extracto de planta de marihuana rico en CBD tiene una mejor eficiencia que el CBD utilizado en su forma química pura. Esto se debe a la presencia de otros cannabinoides y moléculas en la planta, que actúan como potenciador de sus propiedades por el llamado “efecto séquito”. Ahora bien, ¿cuáles son los usos más extendido del CBD y para qué enfermedades se utiliza como terapia? Te traemos varios ejemplos.'

1. Reducir los dolores provocados por la artritis y el reuma

Las enfermedades en las articulaciones pueden deberse a dos principales razones. Por un lado, a su desgaste y consiguiente inflamación, como en el caso de la osteoartritis o la artrosis; por otro lado, a una enfermedad autoinmune o infección como ocurre con la artritis reumatoide. Este tipo de dolencias traen asociados fuertes dolores para los que el uso de CBD es una solución muy efectiva. Los nervios encargados de transportar las señales del dolor de las articulaciones al cerebro están repletos de receptores de cannabinoides.

En este sentido, el CBD actúa con efecto analgésico y antinflamatorio reduciendo la hinchazón y aliviando el dolor de los enfermos. Puede suministrarse por vía oral o tópica en cremas o pomadas que actúan directamente sobre los dolores localizados. Incluso, algunos estudios sugieren que el compuesto frena el avance de la artritis reumatoide, al ser una sustancia responsable de la modulación del sistema inmune.

2. Paliar los síntomas de la quimioterapia

Según un estudio publicado en el British Journal of Pharmacology, el cannabidiol cuenta con agentes antiangiogénesis. Esto significa que inhibe la creación de nuevos canales sanguíneos necesarios para el crecimiento de los tumores. Así, el cannabidiol frena la proliferación e invasiones de células nocivas en algunos tipos de cánceres como el cáncer de mama, de pulmón o cerebral.

Asimismo, el CBD, al contar con propiedades antieméticas, sirve para luchar contra las náuseas y vómitos provocados por las sesiones de quimioterapia que toman estos enfermos.

3. Luchar contra los ataques convulsivos de la epilepsia

Varios estudios clínicos han demostrado que el CBD posee propiedades anticonvulsivas y es una vía efectiva para tratar la epilepsia. Es considerado como un remedio eficaz sobre todo en niños con los síndromes de Dravet, de West o de Lennox-Gastaut. Estas enfermedades consideradas raras provocan ataques más largos y, por tanto, un mayor riesgo a sufrir daños cerebrales irreversibles.

Se ha comprobado que la suministración del CBD frena esos ataques protegiendo a los pacientes de sus consecuencias. Incluso, se han registrado casos en los que el CBD ha sido el único tratamiento válido para las convulsiones, como le ocurrió a la niña estadounidense Charlotte Figi, quien sufría hasta 300 ataques epilépticos a la semana y logró disminuirlos en un 99 % gracias a la ingesta de CBD.

Ahora Charlotte puede dormir y comer sola; incluso, el severo autismo que sufría por culpa de su enfermedad se ha reducido. Sus excelentes resultados, avalados por un número creciente de expertos, sirvieron para animar a miles de enfermos con epilepsia al consumo de CBD. Una de las cepas de marihuana ricas en CBD más famosas lleva incluso su nombre: Charlotte´s Web

4. Disminuir los síntomas de la esclerosis múltiple

La característica principal de la esclerosis múltiple es la inflamación del tejido neuronal, algo que el CBD es capaz de reducir gracias a sus agentes antinflamatorios. A lo largo de la historia, numerosos estudios han avalado dichas bondades, que han servido para crear el primer fármaco del mundo con base de cannabis, el Sativex.

La inflamación neuronal producida por la esclerosis múltiple desencadena una serie de síntomas neurológicos, entre los que se incluye la pérdida del control motor, la debilidad muscular y los espasmos, un estado de ánimo inestable y la fatiga. Estos también pueden verse reducidos por el consumo del CBD, que cuenta asimismo con cualidades ansiolíticas y antiespásmicas.

Además también se ha demostrado que el CBD es capaz de controlar el dolor asociado a esta enfermedad. En un ensayo clínico, la medicina a base de CBD y administrada debajo de la lengua en forma de espray demostró ser más eficaz que el placebo para reducir el dolor y los trastornos del sueño en pacientes de esclerosis múltiple.

5. Combatir enfermedades inflamatorios del intestino, como de Crohn o colitis ulcerosa

Según el Observatorio Español de Cannabis Medicinal, el CBD es un remedio potente contra la colitis ulcerosa o la enfermedad de Crohn. Ambas están ocasionadas por la inflamación del intestino, lo cual combate y reduce el CBD con sus agentes antinflamatorios.

Así, muchos pacientes en situaciones de inflamación aguda y crónica en sus intestinos se han beneficiado del tratamiento con cannabinoides para mejorar su calidad de vida. Aun así, en este tipo de enfermedades, al igual que en otras, los expertos aseguran que se necesitan más estudios científicos con el fin de conocer las dosis indicadas para cada patología.

6. Proteger contra la degeneración neuronal en el alzhéimer

Investigadores de Neurociencia en Australia han sugerido que el CBD puede tener potencial terapéutico para trastornos cognitivos específicos asociados al alzhéimer. Esto se debe a que el CBD reduciría la agregación de placas de beta-amiloide, una proteína indicadora de la enfermedad, y disminuiría la fosforilación (proceso químico de adición de fosfatos) de las proteínas Tau, otro indicador biológico de esta condición. Esto provocaría la degeneración de las neuronas llevándolas a la muerte celular.

El CBD, por sus múltiples cualidades, también reduciría la inflamación neuronal y favorecería la creación de nuevas células cerebrales que ayudarían a frenar la enfermedad. Así, el CBD actuaría como un neuroprotector preventivo.

7. Detener la progresión de la esclerosis lateral amiotrófica (ELA)

Del mismo modo, el CDB ha demostrado tener efectos beneficiosos en las principales enfermedades neurodegenerativas que comprometen las porciones de los ganglios basales y mitocondriales del cerebro. Una de estas enfermedades es la esclerosis lateral amiotrófica, más conocida como ELA; en muchos casos, la marihuana medicinal ha desacelerado y detenido su progresión.

Los receptores de los cannabinoides están asociados con el apetito, la sensación de dolor y el estado de ánimo. De este modo, cuando se activan con la presencia de CBD, liberan cualidades neuroprotectoras, antioxidantes y antinflamatorias que reducen también los síntomas del ELA.

8. Ayudar en la eliminación de la depresión y la ansiedad

El CBD también destaca por ser un ansiolítico eficiente, que permite regular el humor y evitar las fases depresivas. Además, produce una sensación de relajación y bienestar psíquico que ayuda ante episodios de angustia y ataques de pánico, según un estudio publicado en 2016 en la revista Current Neuropharmacology. Al contrario que su primo hermano el THC, el CBD no provoca efectos psicoactivos, lo que lo faculta para el tratamiento de enfermedades relacionados con los estados mentales.

En este sentido, el CBD actúa con efecto analgésico y antinflamatorio reduciendo la hinchazón y aliviando el dolor de los enfermos. Puede suministrarse por vía oral o tópica en cremas o pomadas que actúan directamente sobre los dolores localizados. Incluso, algunos estudios sugieren que el compuesto frena el avance de la artritis reumatoide, al ser una sustancia responsable de la modulación del sistema inmune.

9. Controlar los síntomas psicóticos de la esquizofrenia

El CBD también parece ser que tiene un efecto contra la esquizofrenia. Se ha detectado que pacientes que no consiguen mantener controlados sus síntomas con los medicamentos antipsicóticos estandarizados lo han logrado gracias al CBD.

Estos síntomas pasan por afecciones en la percepción, la cognición, las funciones del ego, la voluntad, la afectividad, la motivación e incluso la función psicomotora. Todas ellas mejoran el consumo de CBD. Asimismo, el sistema endocannabinoide regula las emociones, el sueño, el sistema de recompensa y la memoria aversiva de los pacientes, a la vez que el CBD consigue un efecto positivo sobre los componentes metabólicos, antinflamatorios y relacionados con el estrés de la esquizofrenia.

10. Evitar el acné

Curiosamente el CBD también puede utilizarse para luchar contra el acné. Su efecto sebostático unido al antinflamatorio reduce la formación de sebo en la piel y evita así el desarrollo de esta patología, que afecta en su mayoría a adolescentes.

Con estas aplicaciones médicas probamos que el CBD es un activo terapéutico para tratar diferentes enfermedades. Aun así, muchos expertos reclaman seguir investigando sobre sus propiedades para así poder aprovechar todas sus cualidades médicas y científicas.

Original Article

El mundo abre paso a la marihuana

El mundo abre paso a la marihuana

Carles Planas Bou

Cada vez más países impulsan y normalizan el consumo de cannabis por razones médicas o recreativas

En Estados Unidos el 2016 se asociará inevitablemente al triunfo electoral del Donald Trump. Pero el controvertido magnate no fue el único vencedor de las elecciones presidenciales del pasado 8 de noviembre. Entre sorpresas, polémicas y el hundimiento demócrata, la marihuana se hizo un hueco. Esa noche la legalización del consumo de esta sustancia en siete estados (recreativo en California, Maine, Massachusetts y Nevada y médico en Arkansas, Florida y Dakota del Norte) dibujó la única sonrisa del progresismo estadounidense.

Con su aprobación en referéndum, Estados Unidos certificó la mayor victoria en la historia de estas iniciativas y dio un paso más hacia la normalización del consumo de cannabis. Esta ha sido una constante bajo la presidencia de Barack Obama, quien vio en la guerra contra las drogas impulsada por Richard Nixon un fracaso que ha llevado al país ha tener el triste liderazgo en encarcelar a sus ciudadanos, muchos de ellos por delitos menores relacionados con esta droga. Así, se dibuja un mapa más verde donde más de la mitad del país, 26 de los 50 estados, han apoyado la regulación de su uso y donde hasta el 60% de la población es partidario de ello. Una semana antes de las elecciones el mismo Obama pidió su despenalización.

España y Holanda, Capitales Europeas

Pensar en la normalización del consumo de marihuana es pensar inevitablemente en los Países Bajos. En 1976 Holanda fue el primer país en despenalizar su posesión y se convirtió de facto en la capital de este psicotrópico. La permisividad que existe en los llamados coffeeshops ha abierto la puerta a un nuevo negocio que promueve la venta de todo tipo de objetos relacionados. A pesar de su imagen idílica, el cannabis aún es ilegal en Holanda.

En el centro del continente encontramos varios ejemplos en los que la marihuana está legalizada bajo uso medicinal como son Polonia, Macedonia, Croacia e Italia. La República Checa entra dentro este grupo pero va un paso más allá al haber despenalizado el cultivo y la posesión hasta los 10 gramos mientras que en Bélgica y Austria se limita a los tres y cinco gramos. El último en sumarse a esta lista ha sido Alemania, al aprobar este pasado jueves su uso terapéutico para enfermos. En el este, Albania se ha convertido en el mayor productor continental de una sustancia que considera ilegal pero que abre la puerta a un mercado multimillonario.

Pero aunque el norte y el centro de Europa se lleven toda la atención, la Península Ibérica también es un caso interesante. En 2001, Portugal asumió un gesto inédito y se convirtió en el primer país de la historia que despenaliza el consumo de todas las drogas. Eso no ha evitado que la posesión o consumo de marihuana siga siendo ilegal. En España la posesión de Cannabis es legal en espacios privados así como la cultivación para el uso personal, lo que ha llevado a convertirla en “la nueva Amsterdam”. Aunque la venta de esta droga es ilegal algunos clubs han aprovechado el vacío legal existente para ofrecer un espacio a los fumadores.

Sudamérica, El referente Mundial

Aunque Europa ha mostrado fuertes signos de cambio hacia el cannabis y su consumo, algunos de los fenómenos más llamativos se encuentran al otro lado del Atlántico. No es de extrañar que el continente más golpeado por el tráfico y los carteles sea el que ha encontrado salidas más originales al problema. Así, Uruguay se convirtió en un referente mundial cuando en diciembre del 2013 legalizó totalmente la venta y la producción de marihuanna y su cultivo para uso personal.

En Colombia la plantación para el consumo privado es legal desde 1994 así como su uso medicinal. Chile, Perú, México o Costa Rica toleran la posesión personal al haberla despenalizado, mientras que en el caso chileno, en el que además se ha legalizado el cultivo recreativo, y en algunos estados argentinos se ha legalizado su uso médico. En 2015 Jamaica legalizó el cultivo personal y permite su consumo espiritual para los practicantes de la religión rastafari.

En el hemisferio norte el gobierno de Justin Trudeau prepara una regulación del uso del cannabis en Canadá para esta primavera, lo que convertiría al país en un pionero dentro del G7. Actualmente solo es legal la venta medicinal y se tolera el cultivo a un nivel bajo.

Pequeños focos en un mundo prohibitivo

En el resto del mundo destacan dos focos: Australia, que a finales del 2016 legalizó el cultivo y consumo de marihuana con fines medicinales mientras que el uso recreativo está despenalizado, y la India, donde la ilegalización federal no afecta a los estados que han permitido y tolerado su consumo.

Más allá de estos casos, el continente africano y asiático destacan por ser los más severos contra esta planta. Destacan especialmente Singapur, donde se castiga con la pena de muerte por ahorcamiento, o las Filipinas, donde la llegada al poder del autoritario Rodrigo Duterte ha desencadenado una sangrienta y extralegal guerra contra el narcotráfico. Cadena perpetua, latigazos, ejecuciones sumarias y terrorismo de Estado. Sea cual sea la sentencia ninguno de estos castigos parece evitar el constante avance de la sustancia ilícita más consumida del mundo. Abran paso a la marihuana.

Original Article

Catalunya prepara una ley de clubs cannábicos

Catalunya prepara una ley de clubs cannábicos con el reto de sortear el 'no' del Constitucional

Carlos Márquez Daniel

Las asociaciones reclaman un marco legal para "despolitizar" su actividad y saber a qué atenerse

El parlamento de Navarra aprobó una norma similar en el 2014 pero fue tumbada tras un recurso del Gobierno

Los clubs cannábicos flotan en un limbo legal tan delicado como inoperante. Llevan años reclamando una legislación que les marque las normas para que, tanto los jueces como la policía y los propios empresarios del gremio, al margen de la sociedad, sepan a qué atenerse sobre su funcionamiento. El pleno del Parlament debatirá en un par de meses una ley al respecto que el Gobierno, en caso de que se apruebe, podría tumbar por la vía del Tribunal Constitucional. Las asociaciones dicen sentirse "politizadas" e indefensas ante la ausencia de un marco de trabajo. Tampoco ayuda que algunas de ellas saquen partido del vacío normativo para, por ejemplo, servir a menores o a turistas y enriquecerse con el narcotráfico.

La nueva regulación, impulsada por el gobierno de Ada Colau, varió una condición decisiva: no aplicó la retroactividad en distancia con centros. Además, impuso una distancia mínima inferior, de 100 metros, con la salvedad de los casos de los distritos de Ciutat Vella y Gràcia, en los que se mantiene la exigencia de los 150 metros.

Cabe subrayar que la Federación de Asociaciones de Cannabis de Catalunya (CatFAC) cuenta con números algo distintos. Su portavoz, Eric Asensio, afirma que les consta la existencia de unos 160 centros en la capital catalana, aunque advierte de que es una información que proviene del registro de asociaciones, y que podrían figurar en la lista entidades que ya han cerrado sus puertas.

Plan Especial

El plan especial que Colau heredó de Trias y modificó conlleva varios requisitos, más allá de las distancias citadas. Los establecimientos no pueden superar los 200 metros cuadrados, salvo si ya existían y excedían esta superficie, en cuyo caso tampoco se aplica la retroactividad. Deben contar con un acceso a la calle independiente, una chimenea y una doble puerta o un vestíbulo de separación. Estos últimos requisitos sí son obligatorios para los centros preexistentes que no cuenten con ellos. El consistorio abrió, a este respecto, un periodo de 18 meses para que los locales fueran adaptados. Asensio afirma que unos 20 centros están en proceso de adaptación.

La normativa fue aprobada por el pleno municipal el pasado 27 de mayo, cuando en la ciudad había 123 clubs. Prosperó con los votos favorables de los grupos de Barcelona en Comú, el PSC, ERC y la CUP. Ciudadanos optó por la abstención en tanto que los grupos de CiU y el PP votaron en contra. A la vista de las normas, se calculaba que otros 39 que contaban con petición de licencia estaban en posición de lograrla. Sin embargo, a la vista de que a estas alturas el censo es de 132 clubs, fuentes del consistorio argumentan que o bien el resto no cumplió con los requisitos o desistió de la actividad. Si un club cumple con las normas puede solicitar la licencia de apertura.

Original Article

Barcelona cuenta con 132 centros cannabicos

Barcelona cuenta con 132 centros cannábicos tras la regulación de Colau

Toni Sust / Barcelona

La alcaldesa amnistió a un centenar de establecimientos al no hacer retroactiva la distancia mínima con los colegios

Los locales tienen que contar con un acceso independiente, una doble entrada y chimenea y estar siempre situados en bajos

Barcelona cuenta en estos momentos con 132 centros cannábicos en funcionamiento: es el número de licencias en vigor, según datos del ayuntamiento. El número habría sido a estas alturas muy distinto, claramente inferior, de mantenerse en el gobierno municipal el equipo de Xavier Trias, que durante el mandato 2011-2015 planeaba un drástico recorte de la nómina a cuenta de los requisitos necesarios para su funcionamiento, especialmente, la distancia mínima que exigía entre los centros y los colegios, bibliotecas, centros deportivos y otras sedes que frecuenten menores: 150 metros. Trias quería aplicar retroactivamente la norma, y en mayo del 2015 eso significaba en números que de los 120 clubs que había entonces, un centenar tendrían que cerrar sus puertas.

La nueva regulación, impulsada por el gobierno de Ada Colau, varió una condición decisiva: no aplicó la retroactividad en distancia con centros. Además, impuso una distancia mínima inferior, de 100 metros, con la salvedad de los casos de los distritos de Ciutat Vella y Gràcia, en los que se mantiene la exigencia de los 150 metros.

Cabe subrayar que la Federación de Asociaciones de Cannabis de Catalunya (CatFAC) cuenta con números algo distintos. Su portavoz, Eric Asensio, afirma que les consta la existencia de unos 160 centros en la capital catalana, aunque advierte de que es una información que proviene del registro de asociaciones, y que podrían figurar en la lista entidades que ya han cerrado sus puertas.

Plan Especial

El plan especial que Colau heredó de Trias y modificó conlleva varios requisitos, más allá de las distancias citadas. Los establecimientos no pueden superar los 200 metros cuadrados, salvo si ya existían y excedían esta superficie, en cuyo caso tampoco se aplica la retroactividad. Deben contar con un acceso a la calle independiente, una chimenea y una doble puerta o un vestíbulo de separación. Estos últimos requisitos sí son obligatorios para los centros preexistentes que no cuenten con ellos. El consistorio abrió, a este respecto, un periodo de 18 meses para que los locales fueran adaptados. Asensio afirma que unos 20 centros están en proceso de adaptación.

La normativa fue aprobada por el pleno municipal el pasado 27 de mayo, cuando en la ciudad había 123 clubs. Prosperó con los votos favorables de los grupos de Barcelona en Comú, el PSC, ERC y la CUP. Ciudadanos optó por la abstención en tanto que los grupos de CiU y el PP votaron en contra. A la vista de las normas, se calculaba que otros 39 que contaban con petición de licencia estaban en posición de lograrla. Sin embargo, a la vista de que a estas alturas el censo es de 132 clubs, fuentes del consistorio argumentan que o bien el resto no cumplió con los requisitos o desistió de la actividad. Si un club cumple con las normas puede solicitar la licencia de apertura.

Original Article

Uso médico o terapéutico

Uso médico o terapéutico

Jason Gennaro

Actualmente se investigan los usos médicos de la marihuana para diferentes enfermedades, que claramente han creado polémica.Los efectos terapéuticos de la planta Cannabis sativa, y en especial, de su compuesto psicoactivo, el tetrahidrocarbocannabinol (THC), continúan siendo cuestionados a nivel social, a pesar de las numerosas evidencias al respecto.

Esta sustancia orgánica, responsable de los efectos de relación y analgesia, alteración de los sentidos visuales, auditivos, y olfativos, y estimulación del apetito, posee una probada eficacia en el tratamiento de enfermedades inmunes, si bien es cierto que ha sido vinculada al desarrollo de esquizofrenia y psicosis en individuos predispuestos genéticamente. No obstante, sin excederse en su consumo, el THC proporcionaría importantes efectos farmacológicos, que incluso pasarían por frenar el mortífero crecimiento tumoral característico del cáncer, tal y como señala una nueva investigación.

El trabajo colaborativo entre la Universidad de East Anglia y la Universidad Complutense de Madrid ha identificado los receptores cannabinoides de las células implicados directamente en tales efectos antitumorales. El equipo de científicos empleó muestras de células cancerosas humanas para inducir tumores en ratones y observar la respuesta de los receptores celulares ante la administración de una dosis del compuesto psicoactivo. Los resultados revelaron que el efecto del THC se debía a la interacción conjunta de los receptores CB2 y GPR55, localizados en el cerebro y en el sistema linfático.

Los autores del trabajo recalcan que los pacientes de cáncer no deben automedicarse, dado que su experimento se desarrolló en un entorno aislado y con una dosis muy precisa. No obstante, esperan que sea el primer paso hacia el desarrollo de un compuesto sintético equivalente que pueda ser ingerido sin riesgo alguno.

Muchos estudios han averiguado que es eficaz frente a las náuseas producida por tratamientos de quimioterapia o de tratamiento contra el sida, su efecto estimulante del apetito ayuda a combatir la inapetencia, así como la anorexia. También puede ayudar a reducir la presión ocular asociados a glaucoma.

Dolor neurológico

Debido al papel inmunomodulador, neuroprotectror y anti-inflamatorio de la marihuana se han realizado estudios sobre enfermedades neurológicas y auto inmunes y tambièn se ha demostrado que ayuda en el dolor neurológico superando claramente a cualquier placebo.

Glaucoma

El uso de Cannabis reduce la presión ocular mejorando notablemente la lesión por glaucoma .El Cannabis medicinal ha demostrado en series de casos reducciones de la PIO alrededor de un 24%, Estudios en pacientes con glaucoma de ángulo abierto lograron reducciones del 60–65% de los pacientes.

Esclerosis múltiple

Existen estudios que sugieren que puede ralentizar otras enfermedades neurológicas, como la esclerosis múltiple; en cuanto uno de los componentes de la marihuana (CB2) ralentiza el avance de esta enfermedad neurológica en animales, consiguiendo reducir la muerte de células nerviosas hasta en un 50%. Otros estudios acerca de la esclerosis múltiple que han mostrado que puede ayudar a reducir el miedo, los temblores, el insomnio, la espasticidad, relajar los músculos, reducir la presión intraocular o mejorar el control de esfínteres.

Esquizofrenia

En contraste con los aparentes peligros del THC para los usuarios psicóticos o pre-psicóticos, el CBD (cannabidiol) parece ser tan efectivo como los antipsicóticos de uso común para el tratamiento de la esquizofrenia

Contra la adicción a estimulantes

A partir de la relación entre el sistema endocannabinoico y procesos neurobiológicos relacionados con la adicción a estimulantes tales como la cocaína y la metanfetamina; un terapia basada en cannabinoides puede ser usada para tratar la adicción hacia la estimulantes.

Resumiendo los usos mèdicos del cannabis y del THC

  • nauseas y vòmitos
  • anorexia y caquexia
  • espasticidad
  • dolor
  • enfermedades del movimiento
  • glaucoma
  • epilepsia
  • asma
  • dependenciay sindrome de abstinencia
  • enfermedades autoinmunes e inflamatorias
  • miscelànea, sindromes mixtos
Legalizaciòn y cercanìas

Legalizaciòn y cercanìas

Jason Gennaro

En diciembre de 2013, Uruguay se convirtió en el primer país en el mundo en legalizar la producción, venta y consumo de marihuana (con sus restricciones). Los consumidores se registran en el Instituto de Regulación y Control de Cannabis (IRCC), que es el organismo público que otorga licencias de plantación de marihuana.

La legislación permite la compra de hasta 40 gramos mensuales en farmacias; el cultivo personal es de hasta seis plantas de cannabis por hogar. La regulaciòn prohìbe que sea publicitada y que se fume en espacios públicos cerrados. Iniciativa del presidente de la nación, José Mujica, quien declaró que "La lucha contra el tráfico de drogas está perdida a nivel mundial" y por ello "buscamos alternativas".

Existen tambièn otras ciudades y comunidades que han permitido el consumo de marihuana de forma legal. Cabe destacar que de acuerdo con el Informe Mundial sobre las Drogas 2012 de la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, "el cannabis es la sustancia ilícita más consumida mundialmente: existen entre 119 y 224 millones de consumidores en todo el mundo y su demanda se mantiene estable". Está permitido el consumo de cannabis en estos Paìses con información de BBC.

Corea del Norte

Sin debate sobre la legalización de la marihuana, Corea del Norte no considera al cannabis ni al opio como drogas. Por eso su cultivo, venta y consumo no están penalizados.

Holanda

"El cultivo, provisión y posesión de marihuana constituyen delitos criminales, penalizados con prisión", explica el informe Perspectiva de las drogas. Modelos para el suministro legal de cannabis: desarrollos recientes. Sin embargo, existen locales donde la marihuana se vende, conocidos como Coffee shops; esto se debe a que las autoridades no han dictado leyes contra estos establecimientos, que desde 1979 se dedican vender este productos, 5 gramos por persona de marihuana a mayores de 18 años.

Portugal

En 2001 Portugal se convirtió en el primer país europeo que oficialmente abolió las penas criminales para personas consumidoras de drogas como marihuana, cocaina, heroina y metanfetaminas

Las restricciones : una persona que tenga más de la cantidad permitida, de 25 gramos de marihuana y 5 gramos de hachís, se hará acreedora a una sanción administrativa(su consumo público no está permitido).

Colorado y Washington

En 2012, en el marco de las elecciones, estos dos estados realizaron un referendum para permitir la distribución regulada de marihuana para uso no médico.

El gobernador de Colorado, firmó las leyes que permiten el cultivo y venta de marihuana. Mientras que en Washington, la venta empezò en 2014, con las reglas y reglamentos de control de la Junta de Control de Bebidas Alcohólicas del Estado de Washington, En Alaska, Oregon y el distrito de Columbia es legal el uso recreativo de la marihuana. En todos los otros estados de Estados Unidos la posesión y el abastecimiento de marihuana son delitos.

Colombia

En 2012, la Corte Suprema confirmó una norma ya existente, según la cual la posesión de drogas para uso personal no es un crimen. El máximo permitido es de cinco gramos de marihuana y un gramo de cocaína.

Argentina

En esta nación, la Corte Suprema de Justicia despenalizó en 2009 el consumo de marihuana en adultos, siempre que se realice en privado y no implique riesgos para terceros.

Chile

En el país se ha dado un primer paso, en cuanto se tolera el consumo de cannabis de forma personal, pero no la producción ni la venta de la misma.

Suiza

Desde el 1 de octubre de 2013, en este país se despenalizó la posesión de cannabis para uso personal. La ley permite que cualquier persona que tenga la mayoría de edad, 18 años, y se encuentre con posesión de 10 gramos o menos no tenga que acudir a la corte.

Bélgica

El gobierno de Bélgica decidió despenalizar el consumo y posesión individuales de cannabis en 2001; pero el consumo en la calle y espacios públicos estàn multado.

Canadá

Fue el primer país del mundo en habilitar un sistema legal para regular el uso médico de la marihuana. Las personas enfermas que reciban un permiso del gobierno, pueden usar marihuana de manera legal. Sin embargo, la producción comercial y venta es penada.

Barcelona

Única ciudad de España con clubes sociales para consumo de marihuana

Jamaica

En Jamaica fue aprobada una ley que despenaliza la posesión de pequeñas cantidades de cannabis.

Historia

Historia

Jason Gennaro

Se ha demostrado que el uso del cannabis, al menos como fibra, se remonta por lo menos a hace unos 10.000 años en Taiwán. Má (pronunciación pinyin), la expresión china para el cáñamo, es un pictogramade dos plantas bajo un acantilado

El cannabis es originario de Asia central y del sur. Existen evidencias de inhalación de humo del cannabis que datan del tercer milenio. También se sabe que el cannabis fue utilizado por los antiguos hindúes y sijs Nihang de la India y de Nepal durante miles de años.La hierba era llamada ganjika en sánscrito (ganja, en idiomas modernos de la India)

El pueblo asirio también tenía conocimiento del cannabis y de sus propiedades psicoactivas. Bajo el nombre de “qunubu” lo utilizaban dentro de las ceremonias religiosas. En el noroeste de la Región Autónoma de Uigur en Xinjiang, en China, se encontró en 2003 una canasta de cuero llena de fragmentos de hoja y semillas de cannabis al lado de un chamán momificado, de unos 2500 a 2800 años de antigüedad. Los cannabis tienen un antiguo historial en rituales religiosos en todo el mundo.

Los cannabis tienen un antiguo historial en rituales religiosos en todo el mundo.

Un estudio publicado en la South African Journal of Science reveló que "pipas desenterradas de la casa de Shakespeare en Stratford-upon-Avon contenían restos de cannabis".El análisis químico se llevó a cabo después de que investigadores plantearan la hipótesis de que la "conocida hierba" mencionada en su Soneto nº 76, y el "viaje en mi cabeza" del Soneto nº 27podrían hacer referencia al cannabis y a su uso.

El uso de cannabis comenzó a penalizarse en varios países al inicio del siglo XX. En 1911 se prohibió en Sudáfrica, en 1913 en Jamaica(por aquel entonces aún colonia inglesa),y en la década de 1920, en el Reino Unido y en Nueva Zelanda. Canadá hizo ilegal el uso de la marihuana en su Ley del Opio y Drogas de 1923, antes de que se hubiese reportado consumo alguno de la planta en dicho país. En 1925, en una conferencia en La Haya sobre la Convención Internacional del Opio, se llegó al compromiso de prohibir la exportación del “cáñamo de la India” a países que tuvieran prohibido su uso, y a exigir a los países importadores que emitiesen certificados que aprobasen el ingreso de dichas hierbas, con indicación de que se requerían “exclusivamente para fines médicos o científicos”.

En los Estados Unidos las primeras restricciones a la venta de cannabis se realizaron en 1906, en el Distrito de Columbia.En 1937, se aprobó la Ley de Acto Fiscal de la Marihuana, por la que se prohibía la producción de cáñamo además de la marihuana. Las razones por las que también se incluyó el cáñamo se cuestionaron; la oficina federal de Agentes de Narcóticos informó que los campos de cultivo de cáñamo también se utilizaban como fuente para los distribuidores de marihuana. Sin embargo, otros autores han afirmado que se incluyó con el fin de destruir la incipiente industria del cáñamo,en gran medida con el esfuerzo de los empresarios Andrew Mellon, William Randolph Hearst y la familia DuPont. Con la invención de la descortezadora, el cáñamo se había convertido en un sustituto muy barato para la pasta de papel que se utiliza en la industria periodística. Hearst consideraba que el cáñamo era una amenaza para sus explotaciones de madera. Mellon, secretario del Tesoro de los Estados Unidos y en ese entonces el hombre más rico de ese país, había invertido grandes cantidades de dinero en la nueva fibra sintética y el nylon de la familia DuPont, que también estaba siendo superado en competencia por el cáñamo.

Inicios del siglo XX

La marihuana fue criminalizada en casi todo el mundo a comienzos del siglo XX. En Gran Bretaña, el cannabis fue ilegalizado en1928 tras adherirse a la Convención Internacional del Opio que se acordó en Ginebra en 1925. En Estados Unidos, el 12 de agosto de 1930 fue creado el Federal Bureau of Narcotics. El mismo estaba bajo la dirección de Harry J. Anslinger. Este departamento creó leyes para penalizar el transporte, posesión y consumo de marihuana. Una de estas leyes fue el “Marihuana Tax Act” en 1937.

Para entender el porqué de la ilegalización, hay que tener en cuenta lo siguiente: existe la teoría de que fueron los esclavos africanos quienes trajeron a América la novedad de fumar Cannabis. La marihuana cobró importancia cuando la enmienda constitucional número 18 y la Ley Volstead prohibieron el alcohol. La marihuana era un sustituto barato y 'satisfactorio' del aguardiente, producía los mismos efectos 'estimulantes' y no era, en principio, ilegal.»

Durante la ley seca en los Estados Unidos «ser oficial de policía era una cosa agradable, recibías un salario relativamente decente, respeto, impunidad parcial ante la ley, y la oportunidad de recibir sobornos, si eras esa clase de persona». La prohibición del alcohol no sólo deja una década de fracasos interdictivos sino a un gran número de oficiales desempleados que no están dispuestos a abandonar su estilo de vida y presionan a su gobierno para que efectúe un reordenamiento en el Buró Federal de Narcóticos y Drogas Peligrosas (FBNDD).

En cuanto Harry J. Anslinger (sobrino político del Secretario del Tesoro Andrew Mellon) fue designado director, el Buró se dio a la tarea de articular una campaña nacional contra el nuevo enemigo. El mismo Aslinger relata en su libro Los asesinos: «Por radio y en foros importantes relaté la historia de esta hierba maligna que crece en los campos, las márgenes de los ríos y orillas de los caminos. Escribí artículos para revistas, nuestros agentes dieron cientos de conferencias a padres, educadores y dirigentes cívicos y sociales. En transmisiones de televisión seguí denunciando el número cada vez mayor de crímenes cometidos, incluyendo el estupro y el homicidio.» Necesitaban asustar principalmente a los padres de familia y los maestros para convencer al país de que sus trabajos eran importantes.

Impulso a la industria del papel de cáñamo: DuPont y William R. Hearst

Durante la primera mitad de los años treinta la industria del papel de cáñamo comenzó a cobrar impulso. A tal grado que diversas revistas especializadas sostuvieron que en cuestión de unos años la cosecha nacional de cáñamo alcanzará el primer lugar, pero justo en esos años la compañía Dupont patentó el tratamiento químico de la pulpa de madera y decidió asociarse con una cadena de periódicos propiedad deWilliam R. Hearst para la explotación de un nuevo tipo de papel. Con ello comenzó la época del "periodismo amarillo", llamado así porque, a diferencia del papel de cáñamo, el papel de pulpa de madera tratada con ácidos se torna amarillo al cabo de unos meses o años, dependiendo de la concentración. Aunque este nuevo papel resulta más barato, el de cáñamo es más resistente y duradero, no exige la tala de árboles y no daña la atmósfera con compuestos químicos peligrosos, por lo que muchos compradores continúan prefiriéndolo.

Al darse cuenta de que para monopolizar el mercado necesitaba sacar de la competencia a los productores de cáñamo, Hearst buscó el apoyo del banquero y Secretario del Tesoro, Andrew Mellon. Este otorgó su respaldo a la multimillonaria empresa, y a partir de entonces los discursos de su sobrino Anslinger se vieron complementados con la producción de un documental titulado lReefer Madness, algo así como "La locura del porro". El mensaje fue que «la yerba conduce a la demencia, el pillaje, la violación y el homicidio». La locura del toque cumplió con su cometido, y logró influir en la opinión pública y en 1936, sobre la base de que la marihuana y sus derivados se habían incluido ya en un convenio internacional, se elevó al Tesoro un proyecto de normatividad represiva, no sólo contra las partes psicoactivas del cáñamo, sino contra todo uso de la planta.

Solo los productores poco organizados protestaron. La mayoría de los norteamericanos no sabían que el cáñamo y la marihuana son la misma cosa y nadie pudo asociar la diabólica hierba de México con las cuerdas con las que se amarraban los zapatos. Un año después se aprobó por unanimidad la lReefer Madnessy quedó estrictamente prohibido consumir cáñamo en territorio estadounidense. Su cultivo e importación para necesidades industriales y de defensa se someten a partir de entonces a la licitación del Departamento del Tesoro. «En lo sucesivo, y hasta 1971, todas las decisiones del Congreso sobre estupefacientes se aprobarían por absoluta unanimidad... la circunstancia muestra hasta qué punto cualquier gesto distinto al máximo rigor sería para los diputados y senadores un acto de lesa majestad electoralista y, por tanto, un suicidio político.»

Esta ley no estaba dirigida al uso medicinal de la marihuana, sino a su uso recreativo. Pero esta ley hizo difícil el uso medicinal de la marihuana por la gran cantidad de papeles que se les requería a los médicos que la quisieran recetar a sus pacientes.

Propaganda durante la Segunda Guerra Mundial

En 1942 durante la Segunda Guerra Mundial, el gobierno estadounidense publicó una propaganda dirigida por Raymond Evans con el lema "Hemp for victory"("Cáñamo para la victoria")Era una campaña para que los agricultores cultivaran cannabis; el mismo gobierno que años antes la prohibía, se encargó de distribuir semillas a los habitantes agrícolas de esa época, con el fin de creación de cáñamo textil.